Santísimo Cristo de la Sangre

GALERIA DE IMAGENES

Santo Cristo de la Sangre

 

Autor: Francisco Palma Burgos.

Año: 1940-1941.

Sustituye a la anterior imagen, de autor anónimo aunque fechada aproximadamente en el segundo tercio del Siglo XVI, que desgraciadamente se perdió en los sucesos del saqueo y quema de Iglesias y Conventos ocurridos en Málaga en Mayo de 1931, solo se pudo recuperar de la misma, un trozo de la rodilla que hoy día se guarda como reliquia en la Casa-Hermandad.

El Santísimo Cristo de la Sangre, es un crucificado realizado por el escultor malagueño Francisco Palma Burgos en el año 1941.

Su bendición se llevó a cabo el día 5 de Abril de 1941, Sábado de Pasión, en la que será a partir de ese momento su Sede Canónica, la Parroquia de la Santa Cruz y San Felipe Neri. La ceremonia fue oficiada por el Obispo de la Diócesis Don Balbino Santos Olivera y cuatro días más tarde, realizó su primera salida por las calles de Málaga, el día 9 de Abril, Miércoles Santo de 1941.

La Sagrada Imagen está sujeta al madero por tres clavos y tiene la cabeza desplomada sobre el pecho; el autor nos presenta una imagen de complexión fuerte, de amplio torso y detallada musculatura.

Los brazos caídos en forma de “Y”, se encuentran asidos a la cruz por la palma de las manos. El paño de pureza, a modo de calzón, se encuentra anudado a su izquierda.

Para lograr una mayor expresión dramática, tiene los ojos y los labios semiabiertos, en una clara búsqueda por llegar a la compasión del devoto, destacando además las cejas arqueadas, pómulos marcados, nariz prominente, bigote y barba poblada.

La inclinación de la cabeza, provoca la caída del flequillo derecho, así como la sangre se derrama por la frente, tronco, espalda y extremidades superiores e inferiores, significándose especialmente la herida del costado derecho al haber sido traspasado por la lanza.

En la actualidad, el Titular Cristífero se exhibe desprovisto de potencias y corona de espinas. El perizoma o paño de pureza está tallado en madera.

En el año 1993, debido al paso de los años, la Imagen fue sometida a un proceso de restauración por la restauradora Estrella Arcos Von Haartman. Proceso que volvió a repetirse en el año 2010, esta vez debido a los movimientos en la Cruz que hacen que la Imagen sufra.

La Archicofradía celebra su onomástica el primer Domingo de Julio, coincidiendo con la celebración de la Preciosísima Sangre de Cristo; así como un Triduo en Cuaresma y una solemne Función Religiosa y posterior Vía-Crucis el Domingo de Pasión.

La imagen del Santísimo de la Sangre, se presenta iconográficamente cada Miércoles Santo en su trono procesional, representando la escena de la Lanzada; formando parte de un grupo de misterio que también lo conforman una Virgen Dolorosa a la derecha, un San Juan Evangelista a la izquierda, y María Magdalena arrodillada a los pies de la Cruz, mientras que en una segunda secuencia aparece Longinos a caballo y un sayón sujetando las riendas, cerrando la representación María de Cleofás y María Salomé.